Parece simple. Marque 112, dé su dirección y espere la ambulancia. Pero llamar a una ambulancia puede ser una experiencia estresante, especialmente si alguien que conoce está lesionado.

Esperemos que nunca tenga que marcar esos tres dígitos. Pero si lo hace, recuerde estos valiosos consejos que me mencionaros los amigos de ambulanciasSasusl:

Intenta hablar con claridad

Recuerde que el operador no puede ver la situación. Confían únicamente en lo que les dices, hablar con claridad y explicarles la situación les ayudará mucho. Intente dar respuestas claras y concisas a las preguntas que le hagan.

Conozca la ubicación

Si bien el servicio de ambulancia normalmente puede rastrear las llamadas desde teléfonos fijos y cabinas telefónicas públicas, las llamadas desde teléfonos móviles no se pueden localizar. Intente dar la ubicación exacta utilizando puntos de referencia y conocimiento local si puede.

Después de esto, si es posible, envíe siempre a alguien para que se detenga y se encuentre con la ambulancia.

Responda las preguntas lo mejor que pueda

El operador le pedirá su número de teléfono. Esto es para que si la línea se desconecta, puedan devolverle la llamada. También le pedirán su dirección y la naturaleza de la emergencia.

Luego, tendrán algunas preguntas sobre la persona, como «¿Responde?» y «¿Están respirando?». Es importante que responda lo mejor que pueda. Si no sabe la respuesta, dígalo. Responder a estas preguntas  no  retrasará la ambulancia.

A diferencia de las películas, las llamadas al 112 pueden llevar tiempo. Tenga paciencia con el operador: están haciendo todo lo posible para ayudarlo.

Las preguntas que hacen son importantes, ya que ayudan al operador a evaluar la gravedad de la llamada y a enviar el nivel adecuado de ayuda de emergencia.

Sigue las instrucciones

El operador está capacitado para dar instrucciones sencillas de primeros auxilios por teléfono (por ejemplo, cómo ayudar a alguien que no responde y no respira). Incluso si no ha realizado ningún entrenamiento en primeros auxilios, aún puede seguir estas instrucciones para ayudar a la persona. Recuerde, es mucho mejor hacer algo que nada.

Quédate con la persona

Permanezca siempre con la persona en caso de que su condición cambie (por ejemplo, deja de respirar o no responde). Si esto sucede, es importante que llame al 112 nuevamente y actualice el operador.

Mantener la calma y comprender cómo pedir ayuda en una situación de emergencia puede salvar vidas.

Conocer los primeros auxilios básicos  puede salvar vidas. Las ambulancias también pueden tardar algún tiempo en llegar a los pacientes en estado crítico, especialmente en condiciones de tráfico intenso o condiciones climáticas adversas. En estas situaciones, conocer las habilidades para salvar vidas podría marcar la diferencia.

Originally posted 2021-11-18 07:17:00.